Consultoría Web

  • Optimizamos tu web
  • Analizamos tus objetivos
  • Facilmente navegable
  • Incrementamos las ventas

Sin duda, la presencia de nuestra empresa en Internet es el elemento troncal de nuestra estrategia online. Por ello, la principal pregunta que debemos hacernos es “¿Está mi página web preparada para mi estrategia en la Red?”.

Contacta con RSM

Sabias que...

En la respuesta a esta pregunta está gran parte de nuestros éxitos o fracasos en el medio interactivo, y más ahora que los esfuerzos de las empresas y sus presupuestos están más que nunca dirigidos al mundo online. Muchas de las páginas que llevan años operando en la red están en mayor o menor grado desfasadas, no responden a las necesidades de la Web 2.0 o simplemente están deficientemente estructuradas, no son navegales, no piensan en el usuario o no utilizan las tecnologías adecuadas para una presencia eficaz.

consultoria web

Por ello en muchos casos se hace necesaria una revisión de nuestro site, una auditoría del mismo. Hay algunos elementos que pueden ayudarnos a dilucidar si nuestra web cumple con los estandares mínimos y que le ayudarán a evaluar en profundidad su iniciativa para poder mejorarla y adecuar estrategias. Así, una adecuada página web debe estar enfocada a la consecución de los siguientes objetivos básicos:

  • Estructura adecuada para una correcta indexación en los buscadores
  • Que el usuario navegue obteniendo los objetivos deseados
  • Que el usuario obtenga la información que desea de la página con uso fácil e inteligente
  • Cumplir en lo posible con las normas de estandarización web de la W3c

Análisis de su página web actual, para conseguir los objetivos:

1. Indexación en buscadores

Análisis de la página enfocado a la optimización para una adecuada indexación en los motores de búsqueda:

  • Semántica de los términos de negocio
  • Buenas prácticas en la codificación HTML
  • Sitemap
  • Robots

2. Que el usuario navegue obteniendo los objetivos deseados

En este caso la primera pauta que debemos tener en cuenta es la definición del público objetivo y de la arquitectura de la información. Esto se centra en la organización de la información y navegación de una web para que sea fácilmente accesible y comprensible para los usuarios apoyándonos en los siguientes elementos:

  • Jerarquía de los elementos
  • Diseño de estructura
  • Diseño de interacción
  • Diseño gráfico

3. Que el usuario obtenga la información que desea en la página

La página debe ser útil, ofreciendo en todo momento lo que entendemos que el usuario puede necesitar de nosotros, de forma que la experiencia sea lo más óptima posible, que encuentre lo que busca y que lo haga de forma fácil, oportuna e inteligente. La usabilidad por encima de todo. De esa forma ambas partes (usuario y empresa) llegarán a su objetivo, optimizando los resultados para la empresa.

4. Cumplir las normas estandares de la W3c

La accesibilidad se centra en el desarrollo de mejoras en el acceso a la web en general. Un sitio construido con estandares web y de accesibilidad, permite su adaptación a diferentes entornos desde diferentes terminales (resoluciones de pantalla, terminales moviles, terminales para discapacitados, diferentes velocidades en las conexiones…) y además permite mejorar el posicionamiento en buscadores y facilita nuestra estrategia de marketing online.

En RSM todos estos factores son fundamentales para lograr el rendimiento óptimo de una página web que será el escaparate de nuestra marca en internet. No optimizar todos estos elementos puede suponer una importante pérdida de oportunidades en el mundo web, además de generar una mala imagen y permitir adelantarse a nuestra competencia.